Home » FactuSOL » Software Libre y software de Código Abierto

Una de las decisiones importantes que hay que tomar a la hora de iniciar un proyecto de venta online es la de qué software se utilizará: Propietario, Software Libre y software de Código Abierto.

Utilizar una versión propietaria, que se crean en un clic, a la larga puede ser un problema para la continuidad de nuestro negocio, si el proveedor cierra.

Si se opta por un sistema “abierto”, no se está limitado a la empresa desarrolladora, ya que se dispone del código para actualizarlo, modificarlo, etc. Es importante que el sistema tenga detrás a una gran comunidad de desarrolladores y, a poder ser, muchos de ellos en nuestro propio idioma y que conozcan las condiciones del mercado nacional. Es fundamental pensar a largo plazo, de forma que si el negocio crece, el software también lo haga (debería ser escalable).

Otro tema no menos importante para que un comerciante online se decida por uno u otro sistema, es el coste del software o coste de Licencia de uso del mismo. Aquí hay dos cuestiones que generan confusión: libertad y precio, que se unen a la anterior sobre las posibilidades de desarrollo del software elegido.

Aunque los términos Software Libre y Software de Código Abierto se usen de manera indistinta, en realidad se trata de dos conceptos distintos que, en la práctica, resultan equivalentes.

“Software Libre” (Free Software), significa tener libertad de ejecutar, copiar, distribuir, estudiar, cambiar y mejorar el software. Esta filosofía, dice que todo el software debe ser libre, que el conocimiento no debe tener precio y que no es ético cobrar por el uso del software.

El “Código Abierto” (Open Source) se enfoca no tanto en lo ético del software, sino en el proceso de desarrollo del software. En el Código Abierto, no importa si el software es comercial, propietario, gratis, ético o no. Lo que importa es que se comparta el código para que el software evolucione de manera orgánica y rápidamente por la comunidad de programadores en todo el mundo. Lo cual hace que el software mejore más rápido que si lo desarrollara un pequeño grupo de programadores en una compañía.

El Software Libre y el Código Abierto comparten puntos de vista: el Software Libre es una filosofía y el Código Abierto va más allá del solo desarrollo de código, hasta llegar a la ética. Software Libre es una filosofía. El Código Abierto es un modelo de desarrollo.

En resumen, Software Libre es una filosofía.

El Código Abierto es un modelo de desarrollo.

Lo que hace confuso todo esto es que parece que los dos son lo mismo, o persiguen el mismo objetivo. Pero la verdad es que solo comparten puntos de vista. El Software Libre es una filosofía. El Código Abierto va más allá del solo desarrollo de código, hasta llegar a la ética.

 

Software Libre son proyectos de desarrollo informático y licencias de uso y modificación del software con cuatro características o Libertades básicas:

  • Libertad 0: Libertad de usar el programa, con cualquier propósito: o Cualquier persona u organización, en cualquier tipo de sistema informático, para cualquier clase de trabajo. o Sin tener obligación de comunicárselo al desarrollador o a alguna otra entidad específica.
  • Libertad 1: Libertad de estudiar el funcionamiento del programa, y adaptarlo a las necesidades: o Hacer modificaciones y utilizarlas de manera privada en el trabajo u ocio, sin ni siquiera tener que anunciar que dichas modificaciones existen. o Se debe tener acceso al código fuente del programa.
  • Libertad 2: Libertad de distribuir copias, con lo que puede ayudar a otros: o Distribuir copias, sea con o sin modificaciones. o Sea gratis o cobrando una cantidad por la distribución, a cualquiera y a cualquier lugar
  • Libertad 3: La libertad de mejorar el programa y hacer públicas las mejoras, de modo que toda la comunidad se beneficie: o Publicar versiones modificadas sin tener qué avisar a nadie en particular, ni de ninguna manera en particular. o Se debe tener acceso al código fuente del programa publicado.

Son aceptables, sin embargo, ciertos tipos de reglas sobre la manera de distribuir software libre, mientras no entren en conflicto con las libertades centrales.

El Copyleft (o reciprocidad) es la regla que implica que, cuando se redistribuya el programa, no se pueden agregar restricciones para denegar a otras personas las libertades centrales. Esta regla no entra en conflicto con las libertades centrales, sino que más bien las protege.

La definición de Código Abierto es menos restrictiva que la definición de Software Libre. El “Software Libre” es “Código Abierto”. La mayoría de las licencias “Código Abierto” satisfacen la definición de “Software Libre”.

El movimiento Código Abierto tiene un decálogo que debe cumplir un código para poder llamarse ” Código Abierto ” (es de hacer notar que estas 10 premisas son completamente equivalentes con las 4 libertades o principios del Software Libre):

1. Libre redistribución: El software debe poder ser regalado o vendido libremente.

2. Código fuente: El código fuente debe estar incluido u obtenerse libremente.

3. Trabajos derivados: La redistribución de modificaciones debe estar permitida.

4. Integridad del código fuente del autor: Las licencias pueden requerir que las modificaciones sean redistribuidas sólo como parches.

5. Sin discriminación de personas o grupos: Nadie puede dejarse fuera.

6. Sin discriminación de áreas de iniciativa: los usuarios comerciales no pueden ser excluidos.

7. Distribución de la licencia: Deben aplicarse los mismos derechos a todo el que reciba el programa.

8. La licencia no debe ser específica de un producto: El programa no puede licenciarse solo como parte de una distribución mayor.

9. La licencia no debe restringir otro software: La licencia no puede obligar a que algún otro software que sea distribuido con el software abierto deba también ser de código abierto.

10. La licencia debe ser tecnológicamente neutral: No debe requerirse la aceptación de la licencia por medio de un acceso por clic de ratón o de otra forma específica del medio de soporte del software.

Desde un punto de vista práctico, el que un software sea de Código Abierto no es necesariamente la panacea. El software es difícil. Las cosas no son tan simples. Los programas necesitan usuarios y desarrolladores. Estos dos actores no tienen por qué estar en conflicto, pero sí que añaden cierta complejidad a un proyecto concreto.

Respecto a los desarrolladores cuando se maneja un proyecto Libre o Abierto, es raro que un desarrollador de Software Libre / Código Abierto entre a cuestionar abiertamente las motivaciones básicas de otros. Si alguien escribe un buen código, no se le pregunta si lo hace por razones morales o porque su empleador le paga, o porque está engrosando su currículum, o lo que sea. Incluso no suele haber peros para integrar su código con el código no libre y cooperar con programadores que no comparten exactamente los mismos objetivos. Sobre este tipo de cooperación, FSx-Connector es un buen ejemplo de colaboración establecida para integrar un software de Código Abierto PrestaShop con software propietario sin costo FactuSOL .

De otro lado, lo que interesa a un usuario de Software libre es lo que le aporta como una metodología de desarrollo y una estrategia para los negocios, en lugar de una cruzada moral. Por eso la opción por el Código Abierto es buena en la medida que es viable en el mundo de los negocios.

Deja un comentario

Si te gustó este Artículo, lo mejor que puedes hacer por el Blog es compartirlo en tu Red Social y darle un "Me Gusta".

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>